jueves, 15 de octubre de 2015

Los apicultores



Hoy he tenido la ocasión de compartir jornada formativa con un grupo de apicultores aragoneses. La actividad se ha desarrollado en Marchamalo (Guadalajara) y además del interés de lo que nos han contado, destacaría la trascendencia del intercambio de impresiones entre los aficionados a una misma temática: las abejas.

La mayoría son personas mayores pero observo que se va incorporando también gente joven. Y para mi gusto, el rasgo más llamativo de los apicultores de cierta edad es la pasión, el entusiasmo con el que viven su afición. Casi todos están ya jubilados formalmente pero en absoluto se han jubilado en el plano práctico. Es más, yo creo que su pasión por las abejas les añade años de vida, vitalidad y dinamismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario