martes, 22 de marzo de 2016

Mi limonero me tiene lelo






















Como no sabía nada del ciclo vital del limonero, no fue hasta que planté uno de ellos en el jardín que me fui enterando de todas sus virtudes: las hojas, al frotarlas desprenden un inconfundible olor, sus flores de azahar huelen deliciosamente y los frutos, los limones, también tiene múltiples aplicaciones medicinales. Si a ello unimos su continua floración, estamos ya hablando de un árbol con excelentes propiedades. Sí, amigos, mi limonero me tiene lelo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario